Categorías

Qué ver en Tailandia. La Megaguía definitiva de un español viviendo en Tailandia

50 ideas geniales y probadas para ganar dinero mientras viajas

Descarga la guía gratuita para vivir viajando

Tabla de contenidos

Debido a la crisis del coronavirus, es posible que no se pueda viajar a ciertos países por el momento. Ten en cuenta que las medidas sanitarias en cada país están en constante cambio. Por favor, revisa las condiciones de tus países de origen y de destino.
Para más información:
Viajar en avión en tiempos de Coronavirus.
Nota informativa del Ministerio de Asuntos Exteriores.
Recomendaciones de viaje por países.

Desde hace muchos meses tengo constancia de la enorme cantidad de personas que decide visitar Tailandia. Muchos de ellos encuentran las suficientes razones para quedarse una temporada viviendo en este país.

Este es el caso de Marcos, autor de No importa el destino, un blog solidario en el que ayuda a una buena causa viajando. Deberías echarle un vistazo. Este año decidió irse a vivir a Tailandia. Lo he traído al blog para que te cuente lo mejor de este país desde un punto de vista muy subjetivo.

Recuerda que puedes descargar gratis la guía con
50 ideas probadas para ganar dinero mientras viajas desde aquí.

¿Viajar a Tailandia? ¿Cuál es la mejor época para viajar a este país? Si quieres saber que ver en Tailandia en 5, 6, 7, 8, 9, 10 o 20 días e incluso 1 mes (dependiendo de cuánto tiempo quieras invertir para conocer esta maravilloso país), esta es tu guía.

 

Qué ver en Tailandia. La Megaguía

Cuando me planteé cuál era el gran viaje que quería hacer este año 2015 lo tuve muy claro, quería ir a Tailandia por 3 motivos:

  • Es un lugar idóneo para viajar solo porque hay muchos mochileros y eso facilita conocer gente durante el viaje.
  • Es bastante barato, como el resto del sudeste asiático en general (por si quieres profundizar en esto te dejo un post donde te detalla el presupuesto para viajar a Tailandia por libre).
  • Me resultaba muy exótico porque hasta ahora solo había viajado por Europa y América.

El siguiente paso fue organizar el viaje, aunque tengo que reconocer que soy esa clase de viajero que deja los preparativos para el final, planifica poco y prefiere tomar decisiones sobre la marcha. Sobre todo en viajes de larga duración que permiten tomarse las cosas con más calma.

Tengo que admitir también que cuando se tiene un presupuesto flexible también es más sencillo prepararlo que cuando es ajustado o incluso cuando se viaja sin dinero.

No siempre he sido así, esta actitud es algo que he adquirido con la experiencia de viajar, según te vas dando cuenta de que las cosas son más sencillas de lo que parecen o, visto de otra manera, somos más capaces de afrontar adversidades de lo que creemos porque tendemos a infravalorarnos.

En cualquier caso, lo que si preparé fue un pequeño esquema de los lugares más interesantes que ver en Tailandia para, al menos, saber en qué dirección moverme.

Lo que era seguro es que iba a comenzar mi viaje en Bangkok y como un buen amigo me recomendó pasar el Songkran (celebración del año nuevo tailandés) en una ciudad al norte llamada Chiang Mai tenía tiempo para proseguir mi viaje hacia el sur. Aunque hay islas bastante bonitas cerca de Bangkok como las de Koh Samet, Koh Si Chang y Koh Larg decidí que no quería verlas todas en mi primera visita a Tailandia. Prefería ir directamente a las que se encuentran al sur del país porque son las más conocidas.

 

Preparativos para viajar a Tailandia

1. Pasaporte, visado y vacunas

Como ciudadano español, lo indispensable es comprobar que tienes el pasaporte en vigencia y válido por 6 meses al menos, no hay ninguna vacuna obligatoria ni es necesario solicitar visado porque dispones de 30 días si llegamos a Tailandia en avión (solo 15 si entramos por tierra o mar).

Respecto a las vacunas recomendadas, si buscas en Internet encontrarás listados excesivos de vacunas que es aconsejable ponerse, así que lo que te recomiendo es que simplemente pidas cita en el Centro Internacional de Vacunación más cercano y hagas caso a lo que te digan allí (preferiblemente con 2 meses de antelación).

También puedes leer esta guía sanitaria completa sobre vacunas para el sudeste asiático. 

Respecto al visado, si vas a quedarte más de 30 días en Tailandia tienes 3 opciones: solicitar el visado de turista de 60 días a la embajada tailandesa en Madrid en una oficina de inmigración (es ampliable hasta 90 días) o salir del país y volver a entrar para que se renueve el periodo de permanencia exento de visado (30 días por aire, 15 días por tierra o mar).

En teoría pueden pedirte que enseñes el billete de salida y recursos suficientes para permanecer (10.000 Bahts) pero en la práctica no conozco a nadie que se lo hayan pedido nunca.

 

2. Transporte en Tailandia

Si tienes intención de alquilar una moto en Tailandia has de saber que es obligatorio llevar el permiso internacional de conducir. Yo no lo llevaba y en 2 meses que estuve allí no me lo pidieron ni una sola vez, sin embargo, una pareja española que conocí en Chiang Mai llevaba tan solo 3 días en el país cuando un policía les puso una multa de 500 Bahts por conducir sin éste.

Un web donde puedes contratar a buen precio transporte en Tailandia para moverte entre ciudades y que funciona muy bien es 12go.asia.

Cuando contratas con ellos tienes confirmación instantánea de asientos en autobuses, barcos, vuelos y trenes del Sudeste de Asia, por lo que un problema que te ahorras. 😉

 

3. Seguro de viajes

Y por supuesto, no olvides contratar un seguro de viajes. Te recomiendo IATI seguros,  el mismo que usa Antonio G. en todos sus viajes. Puedes encontrar un tutorial de IATI en el que Antonio G. te cuenta trucos para abaratar el seguro.

Y por supuesto, estas otras cosas que no te pueden faltar: llevar antimosquitos, descargar gratis el checklist de Antonio y olvidarte de las demás preocupaciones porque Tailandia es un país seguro.

 

4. Vuelos baratos a Tailandia

Para conseguir billetes a mejores precios, puedes entrar en esta guía de Skycanner que ha preparado Antonio y así volar a Tailandia por un precio más bajo de lo que crees.

Pero también, si eres muy viajero, puedes mirar aquí un curso sobre Travel Hacking con el que vas a ahorrar en tus viajes de un forma brutal.

Si necesitas algún tipo de ayuda con tus preparativos, también existen viajeros especializados en Tailandia, como los chicos de La otra Tailandia que te ayudan desde el país a preparar tu viaje.

 

Primer reto del viaje: qué ver en Bangkok

 

que ver en tailandia bangkok
Qué ver en Tailandia: un tuk-tuk en una calle muy animada en el centro de Bangkok.

Voy  a ser claro, a la mayoría de los turistas no les gusta Bangkok. Es una ciudad muy grande, sucia, calurosa y con un tráfico caótico. Los principales lugares de interés están abarrotados de turistas y los tuk-tuk son para muchos como el demonio con ruedas.

Pero te guste o no seguramente vas a incluirla en tu ruta de lugares que ver en Tailandia porque el aeropuerto de Suvarnabhumi es el principal del país y por lo tanto la mayoría de los vuelos internacionales llegan allí.

Sin embargo, tengo una buena noticia: yo la disfruté como lo que es, sin tener mayores expectativas.

La primera recomendación que te hago es buscar un alojamiento que se encuentre cerca del metro o del Skytrain porque podréis ir a muchos puntos de interés que ver Bangkok sin tener que depender de taxis o tuk-tuks.

La primera vez que estuve allí me alojé en un hostel cerca de Khaosan Road porque esa zona es considerada el barrio de los mochileros. La única ventaja que tiene es que se encuentra cerca de los principales lugares turísticos de la ciudad: el Palacio Real con sus fantásticos templos, el Wat Pho con su enorme buda reclinado, el Wat Arun cuya arquitectura es espectacular, y los menos concurridos templos de Wat Intharawihan con el buda más alto de la ciudad y Wat Saket también llamado Golden Mountain por su apariencia y localización sobre una colina.

También aproveché para conocer el bullicio nocturno de Khaosan Road y probar los famosos insectos fritos que solo comemos los turistas pero no es un lugar imprescindible.

Si tu intención es ver lo más bonito de la ciudad no tienes que seguir leyendo más, puedes quedarte satisfecho si visitas algunos de los templos que he mencionado pero tengo que decirte que no habrás conocido el auténtico Bangkok.

Para ello lo mejor es tomar el metro (MRT) o el Skytrain (BTS), andar y callejear. Te encontrarás con grandes centros comerciales, puestos callejeros de comida muy tentadores, mercados de ropa de marca de imitación y barrios rojos donde no solo los turistas acuden.

Las anexas estaciones de Sukhumvit (MRT) o Asok (BTS) son un buen punto de partida para conocer esta otra cara de la ciudad. Aquí veréis el curioso centro comercial Terminal 21 cuya decoración representa distintas ciudades del mundo, los barrios de rojos de Soi Cowboy y Nana Plaza en los alrededores y un interminable mercado callejero con todo tipo de productos para turistas que se encuentra bajo las vías del Skytrain.

En tu ruta tampoco puede faltar visitar un mercado callejero de comida ya que Bangkok aparece en muchos rankings, como una de las mejores ciudades del mundo para comer en la calle. A tan solo 2 paradas en la estación Thong Lo (BTS) encontrarás el mercado Sukhumvit Soi 38, uno de los más populares donde puedes comprobar tú mismo si este reconocimiento es merecido.

Por otro lado, si dispones de suficientes días en tu viaje te aconsejo hacer desde Bangkok la excursión a la ciudad antigua de Ayutthaya, donde se encuentran las ruinas de Wat Mahatat.


Inciso de Antonio

Interrumpo un segundo a Marcos para darte una recomendación. En nuestro viaje a Tailandia, nuestros fuimos hasta Ayutthaya con Mundo Nómada y todo fue de lujo. Por si le quieres echar un ojo. 😉


Consejo extra: es más barato tomar un taxi que un tuk-tuk. Puedes negociar el precio antes de subir si quieres evitar que puedan dar una vuelta más larga usando el taxímetro. El precio normal son 35 Bahts iniciales + 6 por kilómetro recorrido.

Aun así te recomiendo la experiencia de ir en un tuk-tuk al menos una vez, es única. Ten en cuenta que tienes que molestarte en regatear y dejar claro que quieres ir directo a un destino, por mucho que el conductor te diga que ese lugar está cerrado o conoce otro mejor. Si varios de ellos te ofrecen llevarte gratis o por muy poco (menos de 40 Bahts) es porque te van a hacer un tour de tiendas en las que se llevan comisión.

Si quieres completar esta información, échale un ojo a esta magnífica guía sobre Bangkok.

 

Rumbo a las mejores playas de Tailandia en el sur

 

que ver en tailandia
Qué ver en Tailandia: disfrutar de la playa Ko Phangan, en el sur de Tailandia.

Una vez que sacié mi curiosidad por la capital de Tailandia continúe mi viaje rumbo hacia el destino más deseado por la mayoría de los turistas, las islas del sur y sus playas paradisiacas.

No es muy difícil decidir qué ver en Tailandia cuando se viaja con tiempo porque hay muchos lugares que merece la pena conocer. Así que fiel a mis hábitos de mochilero, tan solo planifique que recorrería las principales islas de este a oeste para llegar a Koh Phangan en la fecha que se celebra la famosa Full Moon Party.

 

1. La isla de Phuket, la bahía de Phang-Nga y la provincia de Krabi

Volé a Phuket para pasar unos días en la playa de Patong porque era el lugar más barato para alojarse.

Error.

Había llegado sin saberlo a un pueblo sin ningún atractivo en especial, con una playa modesta y una gran calle principal que superaba a los barrios rojos de Bangkok,  llena de bares con tailandesas en bikini, ping-pong shows, locales de masaje de dudosa reputación y alguna discoteca.

Por lo tanto mi recomendación es que te alojes en las playas de Kamala, Kata o Karon aunque sean un poco más caras. Ve a ver el gran Buda blanco que se alza en lo alto de una colina, haz una caminata por la selva para llegar a la poco accesible Freedom Beach e incluso acércate una noche a Patong para ver tus propios ojos el lado más bizarro de Tailandia. Y para terminar, si eres amante de los perros quizás te interese visitar o ir como voluntario a la fundación SoiDog que se dedica a rescatar y cuidar estos animales.

Mi opinión es que viajando con los días justos se puede eliminar Phuket de la ruta porque no es imprescindible.

Como te podéis imaginar, no tardé mucho en rehacer mi mochila y continuar mi viaje. Esta vez por carretera de camino a Krabi pero haciendo una parada en Phang Nga para hacer el tour en barco por la bonita bahía de mismo nombre y pisar la arena de islas paradisiacas de postal.

Por 800 Bahts recorrí las aguas de la tranquila bahía de Phang Nga en un típico barco “longtail” parando en distintas islas y en el curioso pueblo flotante de Koh Panyi, habitado por familias musulmanes que antiguamente se dedicaban a la pesca y ahora viven también del turismo.

Sin embargo este tour me dejó un sabor agridulce porque al llegar a la famosa James Bond Island a la vez que otra docena de barcos y coincidir con cientos de turistas en una pequeña  playa que para colmo estaba invadida por chiringuitos no fue una gran experiencia.

Desde aquí también puedes aprovechar para visitar el Parque Nacional de Khao Sok que tiene la peculiaridad de que se puede dormir en unas cabañas sobre un lago.

Ahora sí que llegó el momento de buscar más concienzudamente información en Internet de mi próximo destino para no volver a sentirme decepcionado.

Muchas personas me habían hablado de Koh Phi Phi y me pareció realmente espectacular. Allí se encontraba la alucinante playa de Maya Bay donde se rodó la película “The Beach” de Leonardo di Caprio.

Sin embargo, mi ilusión se desvaneció pronto cuando encontré una foto de esta: había sido tomada de nuevo por una horda de turistas invadiendo una pequeña playa. Fue la señal que hizo que despertará definitivamente mi espíritu más aventurero y tomará la decisión de realizar mi reto de dormir en una playa paradisiaca y desierta de Tailandia al menos una noche.

Con esto no quiero decir que no merezca la pena visitar Koh Phi Phi, hay que tener en cuenta que esa foto fue tomada en hora punta, hay otras playas en la isla y muchos amigos de viaje me dijeron que les pareció maravillosa. Simplemente no era el lugar al que a mí me apetecía ir en ese momento. La ajustada fecha de la Full Moon Party me obligó a elegir y eliminarla de mis planes.

Una buena alternativa según mi experiencia es llegar a la ciudad de Krabi en avión, establecer la base en la cercana playa de Ao Nang y desde ahí visitar las islas de Koh Phi Phi, la menos turística Koh Lanta y las playas de la península de Railey a la que solo se puede llegar por mar debido a que está rodeada por acantilados. Esta es una zona que lamento no haber recorrido por falta de tiempo y sin duda está en mi lista de lugares pendientes que visitar cuando vuelva a Tailandia.

 

2. Las islas de Koh Tao, Koh Phangan y Koh Samui

En la costa este del sur de Tailandia están estas 3 islas que son muy conocidas, se encuentran próximas entre si y están comunicadas por líneas de ferry.

Koh Tao es el principal destino de Tailandia para hacer buceo.

Existen cientos de escuelas de buceo y algunas de ellas con profesores españoles como Ihasia que es con quien hice el Open Water: un curso de iniciación con el que obtienes una licencia que te permite bucear en cualquier parte del mundo hasta 18 metros de profundidad.

Me gustó la experiencia porque disfruté de sensaciones muy diferentes a cualquier otra cosa. Y aunque tu intención no sea bucear, igualmente te recomiendo ir a esta pequeña isla. Puedes alquilar una moto para recorrerla, ir a Shark Bay, donde haciendo snorkel pude ver tiburones y tortugas gigantes, hacer trekking a algunos de los miradores o ir en barco a la isla de Koh Nang Yuan que es la foto de postal típica de Koh Tao.

Tras 5 días allí, fui en ferry a la isla de Koh Phangan para ver con mis propios ojos si la infame Full Moon Party era una fiesta tan alocada y descontrolada como decían. Me llevé una impresión mejor de lo esperada y creo que si merece la pena ir para vivirla.

Es barata, los juegos con fuego son bastante divertidos y el amanecer en la playa de Had Rin Nok es muy bonito. Tan solo tienes que:

  1. Evitar beber los típicos “buckets” que son cubos con alcohol nacional de muy mala calidad.
  2. Llevar un calzado adecuado para no cortarte con las muchas botellas que acaban en la arena.

Igualmente, Ko Phangan es una isla que merece la pena visitar aunque no busques fiesta.

Esta vez también alquilé una moto para conducir por sus tranquilas carreteras sin mucho tráfico, tanto las que  recorren la costa como las que cruzan el interior a través de una frondosa y verde selva.

Puedes ir a un pequeño pueblo de pescadores al norte llamado Ao Chaloklum, a la curiosa isla de Koh Ma unida a la principal por una estrecha lengua de arena, hacer el tour al Parque Nacional Marino de Ang Thong o sentirte como en Ibiza viendo un atardecer en el Amsterdam Bar que se encuentra en lo alto de un resort, donde llegan decenas de turistas en moto a disfrutar de un ambiente chill-out con piscina incluida.

Me hubiera gustado quedarme más tiempo en alguna de estas 2 islas pero mis primeros 30 días de permanencia en Tailandia se estaban agotando y todavía quería visitar la isla de Koh Samui.

Error.

Koh Samui es una isla que no es imprescindible visitar. Me alojé en la playa de Chaweng y me encontré con un pueblo feo y caro al ser demasiado turístico. Una vez allí busqué información sobre qué ver o qué hacer y no encontré ningún lugar al que me apeteciera ir después de haber estado en Koh Tao y Koh Phangan.

Esta vez ni siquiera cumplí mi costumbre de alquilar una moto para lanzarme a la aventura. La playa, aunque bonita, me pareció algo deslucida por la cantidad de resorts y bares chill-out que hay en primera línea donde lo mejor que puedes hacer es tomarte un coctel en una tumbona, darte un masaje con vistas al mar o entretenerte con los tailandeses que hacen malabares con fuego por la noche.

 

La paz del norte, Chiang Mai y Pai

 

que-ver-en-tailandia-chang-mai
Qué ver en Tailandia: Chang Mai, un lugar en el norte que no te puedes perder por su belleza.

A pesar de haber disfrutado bastante la ruta por las playas del sur, tenía bastantes ganas de viajar al norte de Tailandia porque tomar el sol y salir de fiesta ya no es de una de las actividades que más me interesan cuando viajo.

Así que tras regresar de una visita fugaz a Singapur pasé mi segundo mes de viaje en Chiang Mai y Pai. Son 2 lugares que casi todas las guías de viajes incluyen en su lista de lo más recomendado que ver en Tailandia por lo tanto yo tampoco me los iba a perder.

Volví a viajar en avión pero realmente el tren nocturno desde Bangkok a Chiang Mai también es una buena opción siempre y cuando lleves algo de ropa extra para soportar la temperatura polar a causa del aire acondicionado de los trenes. Atraviesa bonitos paisajes y puedes ahorrarte una noche de alojamiento.

No es un destino que recomiendo si se dispone de pocos días de viaje porque son lugares para relajarse, conocer mejor la cultura tailandesa y comer bien. También es más barato que otros lugares de Tailandia. Este junto con los anteriores motivos son por los que muchos viajeros si que eligen este destino para permanecer una larga temporada.

 

1. Qué ver en Chiang Mai

Si consultas cualquier guía de viaje o buscas información en Internet siempre vas a encontrar las mismas propuestas sobre qué ver en Chiang Mai: visitar los templos del casco antiguo y el Doi Suthep, hacerte un masaje tailandés, hacer un trekking, ir a alguno de los muchos mercados de la ciudad e incluso hacer un curso de cocina o practicar meditación.

Como eso me parece obvio, voy a aportar algo más con mi experiencia personal para que disfrutes más la estancia en la segunda ciudad más grande de Tailandia, también llamada la Rosa del Norte.

Lo primero de todo: no hagas trekkings que incluyan montar en elefante porque detrás de esa actividad existe un salvaje maltrato hacia estos animales para conseguir que obedezcan al hombre de manera sumisa.

Yo fui una semana como voluntario a Elephant Nature Park que es un verdadero refugio donde no hacen negocio con los elefantes, se dedican a rescatarlos y a cuidarlos, y fue una de las mejores experiencias que he vivido en Tailandia.

También se puede hacer un tour de un día y aunque es un poco más caro que el que ofrecen otros campamentos piensa que el dinero va destinado a contribuir a que este lugar siga existiendo.

El casco histórico, que es donde te alojarás, llama la atención por la cantidad de templos que tiene.

Quizás pienses que vistos los de Bangkok vistos todos, pero hay una gran diferencia. Exceptuando Doi Suthep que se encuentra a las afueras en lo alto de una montaña, los demás no son tan turísticos. Entrar a ellos es una sensación muy diferente porque en ocasiones solo encuentras gente local orando a Buda.

En concreto os puedo recomendar Wat Chiang Man que es el que más me gustó por este motivo y por sus jardines.

Para darte un masaje en un lugar diferente a los cientos que hay, ve a la asociación de masajistas ciegos (9 Rajadamri Road) cuya habilidad para dar masajes es bastante reconocida. O al correccional de mujeres (100 Rachvithi Road) donde antiguas presidarias han sido formadas para dar masajes y trabajar en ese centro. A este último es al que fui yo a hacerme un masaje de pies por 150 Bahts.

Por otro lado, el mercado más interesante de visitar es el Sunday Night Market: puedes ir a una granja orgánica a hacer un curso de cocina como el de Thai Farm Cooking School o pasar al menos 3 días en un centro de meditación como el del templo Wat Umong.

 

2. ¿Por qué visitar Pai?

Mucha gente que ha estado en este pequeño pueblo a 130 km al norte de Chiang Mai recomienda visitarlo porque es maravilloso, un remanso de paz o tiene una energía especial. Pero después de leer estas opiniones a mi me faltó encontrar razones más concretas sobre por qué visitar Pai si casi todo el mundo dice que no hay mucho qué hacer o qué ver allí.

Así que una vez más voy a aconsejarte según mi experiencia personal con la que puede no estar de acuerdo todo el mundo: Pai es un lugar para disfrutar en moto.

Incluso para llegar te recomiendo hacerlo en moto. Alquílala el número de días que vayas a estar allí. Para mí y otras personas que también lo han hecho lo más interesante fue recorrer la carretera de montaña que forma parte de la no muy conocida ruta 1095.

Poder parar en un mirador, un bosque o un pequeño pueblo es una experiencia que no se puede disfrutar haciendo el trayecto en furgoneta, más bien este suele ser desagradable si se tiene facilidad para marearse.

Una vez allí la moto también es fundamental porque los alojamientos de las calles principales no tienen ningún encanto pero es donde se encuentran los bares, restaurantes, tiendas y puestos callejeros. Volver a cogerla, circular por alguna carretera secundaria o caminos de tierra, cruzando campos y ríos sin importar el destino es la experiencia más extraordinaria que se puede vivir allí.

 

Consejo extra para volar a Tailandia

Cuando busques vuelos a Tailandia, considera también hacer otras combinaciones con otras ciudades europeas además de Barcelona y Madrid que son las que miramos siempre. Se suelen encontrar precios más baratos desde esos aeropuertos y luego solo tendrías que encontrar vuelos con aerolíneas low-cost a esa ciudad.

En general este truco suele funcionar muy bien cuando solo sacamos un vuelo de ida o de vuelta, ya sea porque no sabemos cuanto tiempo va a durar nuestro viaje o simplemente queremos volver desde un lugar distinto.

Por ejemplo, ahora que se acercan las vacaciones de verano, si quisieras volar en julio a Bangkok desde España no encontrarías vuelos por menos de 420€.

Volando desde Madrid hasta Estocolmo el día 25 y desde allí a Bangkok al día siguiente te costaría 314€. El tener que pasar una noche allí puedes verlo como un inconveniente o como una ventaja según tu punto de vista porque los más de 100€ de ahorro por persona dan para mucho.

Si te interesa conocer este truco en detalle y saber donde buscar para encontrar este tipo de combinaciones lo más rápido posible puedes suscribirte gratis a mi web Noimportaeldestino.com y te mandaré como regalo un PDF donde explico todo esto con un ejemplo real y capturas de pantalla.

 

Y tú, ¿ya has viajado a Tailandia? ¿Quieres hacerlo próximamente?

Si te ha gustado el artículo compártelo en las redes sociales. Tienes los botones justo debajo. ¡Gracias!

También puedes dejar un comentario si te interesa preguntar algo concreto o que no te haya quedado claro. 😉

Por Marcos Mediavilla

Soy viajero y emprendedor y me siento afortunado por poder combinar ambas cosas. Tengo una labradora llamada Lola que es mi pasión y una web solidaria que no se donde me llevará pero que disfruto con lo que me ha deparado hasta el momento.

50 ideas geniales y probadas para ganar dinero mientras viajas

Descarga la guía gratuita para vivir viajando