Logo Blanco Inteligencia Viajera
Efectos Inteligencia Viajera
Efectos Inteligencia Viajera
Efectos Inteligencia Viajera
Categorías

¿Por qué deberías conocer en persona a tus lectores y a tus clientes?

Inteligencia Viajera Blog Imagen

50 ideas geniales y probadas para ganar dinero mientras viajas

Descarga la guía gratuita para vivir viajando

Tabla de contenidos

El pasado 23 de octubre de 2015 (si, yo siempre voy con retraso en las publicaciones, tengo la línea editorial on fire, pero mejor tarde que nunca), Ángel y yo decidimos organizar una quedada conjunta con nuestros lectores en Barcelona.

Previamente, yo ya había organizado una en Madrid (gracias a todos los que aparecisteis por allí) en la que tuve el placer de desvirtualizar a casi 20 personas.

Aunque ya había coincidido con lectores en otros eventos de terceros, tanto en Madrid como en Barcelona, este 28 de septiembre de 2014 era la primera vez que yo mismo organizaba una quedada para reunirme con un grupo de personas que me leía.

Y te sientes raro.

Por más que lo intentes, es imposible poner cara a las personas que hay detrás de cientos de comentarios y/o emails que llegan a través del blog.

Más aún de todas aquellas de las que jamás recibes una palabra. Las que forman parte de tu proyecto pero están siempre en el background, en las sombras.

De repente un día pasas a tenerlas ahí delante, frente a ti compartiendo unas cervezas, charlando sobre unos mismos sueños, sobre unas mismas inquietudes.

¡Es increíble!

Ángel, por su parte, también había organizado varias quedadas con sus lectores, incluso se dedicó por una temporada a recorrer España para conocerles.

Así que, aprovechando que los dos íbamos a coincidir en Barcelona, decidimos realizar una quedada conjunta.

 

Vammers VS Viajeros Inteligentes

Para calentar un poco el ambiente llamamos al evento así: Vammers VS Viajeros Inteligentes.

Se trataba de un «pique» para ver cuál de los dos lograba llevar a más gente. Obviamente era una batalla perdida por mi parte, pero como siempre, había que echarle un ingrediente divertido al asunto.

Finalmente conseguimos reunir a más de 100 personas.

Cien soñadores inconformistas con ganas de compartir y pasarlo bien. ¿Qué saldría de ahí?

Pues como dicen que una imagen vale más de mil palabras, mejor te dejo este vídeo cuyo montaje corrió a cargo de la gran Diana Garcés.

 

¿Por qué deberías conocer en persona a tus lectores y a tus clientes?

Este evento me hizo pensar mucho sobre el tener un negocio online, lo que se pierde y lo que se gana con ello. Ya nadie puede afirmar que lo digital no es real. Somos muchas personas las que vivimos de esto.

Soy muy consciente de que mi vida laboral (y parte de lo personal) quiero que sea casi al 100% online dada la increíble libertad que me da, si que hay un aspecto que echaba de menos en la relación con mis lectores, con mis suscriptores y con mis clientes: La calidez.

Quizá no sea la palabra correcta, pero no encontré ninguna mejor para definir esta sensación que solo se manifiesta cuando tienes a una persona cerca.

Por esto deberías comenzar a desvirtualizar a la gente que hay detrás de tu proyecto. Probablemente sean pilares fundamentales de tu negocio online.

¿No crees que se merecen algo más?

A raíz de esta reflexión descubrí que después de la quedada había aprendido 5 lecciones importantes:

1. Dar un abrazo no es lo mismo que mandar un email

Llega un punto en el que tras haber intercambiado decenas de mensajes con una persona, el paso siguiente pasa por un café o una cerveza. Un email no da más de si.

La primera reacción que tuve cuando vi en carne y hueso a algunos de los lectores de los que ya conocía prácticamente toda su vida y su proyecto fue darles un abrazo.

Y me quedé descansando.

Por más que me agobien los 20 o 30 emails que respondo diariamente, soy muy consciente que es la gasolina que prende Inteligencia Viajera y que me hace escribir semana tras semana.

En unos minutos de conversación se resuelven más dudas que en horas escribiendo tras el pc. Además, el «feeling» se hace mucho más patente y la relación da un vuelvo importante.

El tacto, la mirada y la sonrisa, tienen otra color detrás de una pantalla.

2. Compartir una charla mirando a los ojos de un cliente no es lo mismo que tener una consultoría por Hangouts

Un momento muy chulo de la quedada fue cuando Carlos, de Dos mochilas en ruta, apareció por allí. Hacía muchos meses que habíamos trabajado juntos para mejorar su proyecto con una auditoría.

Durante la sesión que tuvimos por Hangouts con él y con su chica hubo mucha conexión y buen rollo y conocerle en persona fue genial.

Igualmente pasó con Edu, de Ruta Kaizen, al que había estado maltratando con el látigo virtual semana tras semana durante casi 3 meses en el Mentoring.

Hace unos días dimos por finalizado este proceso y hasta se me hizo triste despedirme de él durante la última entrevista.

Es un tío tan de puta madre y parece un regalo que él haya contratado mis servicios.

Cuando un cliente se convierte en un amigo tu negocio está a otro puto nivel.

Gracias a los dos.

3. Siempre hay alguien te sorprende

No olvidaré a aquellos chicos de 16, 17 y 18 años que rondaban por allí.

Seguramente cualquier persona dirá, vaya, estos niños, ¿qué me van a aportar? Mejor hablo con las personas de edad superior que tienen más conocimientos.

Error. No juzgues a nadie por la edad física que tenga.

¿Sabes cuáles fueron las primeras frases que me soltó uno de ellos?

«Pues estoy aquí porque no sé si ir a la universidad o no»

¡Coño, ojalá que yo con 17 años me hubiera planteado por un minuto si quería ir a la universidad!

Me pareció una frase alucinante.

No es que esté en contra del sistema formativo actual, bueno un poco si, pero me dejó boquiabierto que alguien menor de edad sea capaz de reflexionar por sí mismo y ver que hay un camino diferente que el que marca la sociedad y siguen el 99% de las personas.

A partir de aquí la charla dio mucho más de si y estos chicos a los que casi sacaba 10 años me parecieron (de hecho lo eran) mucho más inteligentes que yo.

Me dieron un halo de esperanza para las nuevas generaciones.

Gracias a vosotros también.

4. Ser un mero intermediario es gratificante

Establecer conexiones entre personas que, sin ti como intermediario, no se hubieran conocido o hubiera resultado bastante más difícil, mola mucho.

Sentirse el eslabón que mantiene una unión muy fuerte entre dos personas es genial.

Por eso creo que es tan importante crear una comunidad, para esto Ángel ha sido un maestro y muchos de nosotros, tenemos aún un largo camino por el que aprender.

Tan sólo he experimentado esta sensación cuando doy reiki.

Eres un canal, sin más.

5. Hay miles de personas como tú

Por más raro que seas, más bajo, más feo, más introvertido, con sueños imposibles, siempre hay alguien en tu misma situación. El problema es encontrarlo.

No estás solo. Así que aprovecha estos eventos offline para conectar con esas personas.

Crear nuevos círculos cuando te sientes incomprendido es fundamental para tu desarrollo. No tienes por qué quedarte encerrado en lo de siempre: tu familia que tiene miedo y no te apoya en cumplir tu próxima aventura, tus amigos que te ven como alguien miedo extraño que algún día se cansará de soñar, etc.

Sea cual sea tu objetivo, por más loco que sea, busca alguien tan loco como tú y cúmplelo con esa persona. Busca en Google, en Facebook y demás redes sociales, busca ese tema y busca en Amazon quién escribió el mejor libro sobre esa temática y ve a conocer a su autor.

Si no encuentras lo que te apasiona en español, vete a buscarlo en inglés. Allí está casi todo. Si no entiendes esta lengua, aprenderla es gratis si tienes el tiempo y las ganas suficientes para hacerlo.

¿No encuentras a nadie o no terminas de conectar con esas personas?

Crea un blog y haz que las personas te encuentren a ti.

No tienes excusas.

Muévete.


 

¿Has estado en alguna de estas quedadas? ¿También has desvirtualizado a tus lectores o al blogger al que lees? Cuéntame en los comentarios 🙂

Por Antonio G.

En lugar de aceptar un trabajo mal pagado como arquitecto diseñé Inteligencia Viajera, me convertí en nómada digital y empecé a llevar una vida minimalista.

También he creado la primera escuela de nómadas digitales en habla hispana para que cualquier persona sepa cómo puede trabajar desde su casa o desde cualquier lugar del mundo --> Escuela Nómada Digital. Con estos 2 proyectos ya he logrado facturar más de 7 millones de € trabajando 138 horas/mes y junto a mi equipo hemos podido servir más de 6.500 personas repartidas por 83 países.

He dado una vuelta al mundo de 1.013 días junto a Cris, mi chica, y luego un paseo por África de casi 3 meses. He cumplido mi sueño de vivir viajando y ahora decido desde dónde quiero trabajar. En total, he visitado 67 países y si quieres, puedes escuchar mis aventuras y las de otros viajeros en mi podcast de viajes.

¿Te interesa vivir una vida más libre y escapar de la rutina?

Puedes empezar por descargar gratuitamente la guía: "50 ideas probadas para ganar dinero mientras viajas” y leyendo todos los artículos de Travel Hacking que he preparado para ti.

¡Nos vemos en la ruta!

Inteligencia Viajera efectos Blog imagen

50 ideas geniales y probadas para ganar dinero mientras viajas

Descarga la guía gratuita para vivir viajando